PARTES de PRENSA - E-MAIL - QUIENES SOMOS - CORREO - EL LIBRO - ARTíCULOS -
AMAZONAS - CLIMA - ENERGÍA - ENGLISH VERSION - PILOT NOTES - LINKS








Gr$$n-Pis Dice: Yo No Fui

Gr$$n-Pis juega al Gran Bonetón: “Dicen que usted hizo trampas”, “¿Quién, yo? No señor, fue el baqueano!” Y publica una desmentida en su página web - “¿Usted le cree?" - "¿Quién, yo? No señor! Ni loco que estuviese!”

por Eduardo Ferreyra
Presidente de FAEC



Un amable lector que se identifica como Dari, (a) “el amigo verde” nos envió el siguiente email, que transcribimos a continuación:

Fecha: 16/12/2004 19:17:22
De:elamigoverde@Argentina.com
Para:
Cc:shuara@fullzero.com.ar
Asunto:Derecho a Replica

hola:
sobre estas "noticias2: http://www.mitosyfraudes.org/Polit/jaguar.html

Quisiera pedirles que por favor difundan en su página de Internet la réplica de parte de Greenpeace a la denuncia de supuesto fraude: (http://greenpeace.org.ar/noticia.php?contenido=4314&item=&seccion=4) este link lleva a la respuesta por parte de Greenpeace a esta misma denuncia hecha en un programa de Canal 9 hace algún tiempo (también con el 'testimonio' de este baqueano),

Si quieren pueden contactarse telefónicamente con Greenpeace: (011) 4962 - 0404

PIENSO QUE HAY QUE "ESCUCHAR LA OTRA CAMPANA".

Bye!

dari


Lo que fue respondido con un simple:

“Pondremos en nuestro sitio el link a la respuesta, para que nuestros lectores puedan escuchar a ambas campanas -- algo que Greenpeace no haría jamás. Eso ya marca una diferencia.

FAEC.”

Listo. El link está a la vista, más arriba. Quien quiera leerlo, haga clic sobre el mismo y lea las razones que
Gr$$n-Pis aduce para desligarse de la acusación de fraude. Más o menos, son del mismo tipo que las usadas por David McTaggart, ex presidente de Gr$$n-Pis para defenderse de las acusaciones de fraude y estafa inmobiliarias en Colorado y California, contrabando de relojes suizos en Nueva Zelanda, etc: “¿Yo, señor? NO, señor! Es la prensa quien me persigue para evitar que salve al planeta!” Usted le creyó? Nadie con un miligramo de sentido común le creyó.

Pero hay cosas interesantes en el “derecho a réplica” de
Gr$$n-Pis. Espero que haya leído la página donde se disculpan, y más o menos se acuerde de lo expresado allí, porque no se lo voy a transcribir en su totalidad. Simplemente expondré las dudas que me quedan. La pagina de “descargo” de Gr$$n-Pis, muestra cosas como estas:
“Ante las acusaciones del programa “zona de investigación” de canal 9. la única verdad: los bosques nativos están en peligro.”

“Nos ignoraron, pero nuestro reclamo no pasó desapercibido. Nos arrestaron, pero no detuvieron nuestra campaña. Ahora injurian, pero las mentiras tienen patas bien cortas.”

“Un grupo de periodistas intentó minar la credibilidad de Greenpeace con una denuncia falsa sobre un supuesto "fraude científico". Greenpeace pidió derecho a réplica y se le fue concedida un día después. Aquí está nuestro descargo completo.”
En la primera parte del descargo, Gr$$n´Pis explica el proyecto, la reconocida trayectoria del Dr. Perovic (no dudamos de su trayectoria – ahora sólo dudamos de su futuro. Quien se acuesta con chicos amanece mojado…), el área donde cazaron al jaguar, y otras cosas que sirven para “estirar” el texto, pero no aportan mayor evidencia en ningún sentido. Pero resulta interesante el relato de la técnica usada para atrapar al puma. La primera técnica, el uso de trampas y jaulas resultó infructuoso durante casi 2 años.(¿2 años? No hubo mucha eficiencia en el proyecto, ya que comenzó a principios del 2000 y “atraparon” al jaguar recién en diciembre del 2001…) Sin embargo, dicen:
El otro método de captura, y el que eventualmente resultó exitoso, es el conocido como "corrida" que se realiza con perros que al detectar y correr al jaguar buscan que este se trepe a un árbol o quede acorralado para que el científico pueda dispararle el dardo tranquilizante y proceder a la colocación del collar.

Cerca de la finca Alto Verde vive un baqueano, Pablo Corro, a quien conocimos durante el transcurso del proyecto e inclusive invitamos a que nos acompañe varias veces durante nuestro trabajo a campo como miembro del equipo. Tanto para Perovic como para Greenpeace, la presencia de Corro fue bienvenida y se lo consideró como alguien más del equipo. Corro había matado a más de 17 jaguares en la zona pero dejó de cazar al verse involucrado en el trabajo del proyecto. Para nosotros la figura de un ex cazador que trabajaba por la conservación del jaguar fue siempre un valor de Corro en el que creímos.

En diciembre de 2001 el Dr. Perovic logró adormecer al primer individuo de jaguar, una hembra de aproximadamente 90 kgs. Greenpeace culminó su participación en el proyecto en abril de 2003. La iniciativa continuó, pero con otros donantes.
Habiendo relatado todo con lujo de detalles, resulta raro que Gr$$n-Pis no mencione a los “otros donantes”, quizás porque el “donante” era una empresa petrolera, la Pan American Energy, quienes son parte de gente muy mala que está siendo atacada constantemente por Gr$$n-Pis porque el petróleo es malísimo para el ambiente, por eso de los derrames en el mar y todo ese CO2 y contaminación que produce cuando se lo transforma en energía.
Ahora aparece esta acusación, justo en momentos en que Greenpeace denuncia desmontes y desalojos en la provincia de Salta, y ante una campaña nacional e internacional contra la venta de la Reserva Natural de General Pizarro. La campaña de las Yungas la comienza Gr$$n-Pis cuando se inició, hacen ya varios años y no ahora, el proyecto del gasoducto hacia Chile, que cruzaba la selva y la cordillera. Vamos a ser sinceros, amigos, a Gr$$n-Pis le interesa tres pepinos las Yungas y sus jaguares. El asunto era que se construía una obra que fomenta y facilita la industrialización y el progreso, y eso sí que va en contra de la política y los deseos de sus mentores Europeos.

El descargo de Gr$$n-Pis sigue diciendo que el gobierno de Salta acusa al Dr. Perovic de no haber capturado nunca a un jaguar y que el collar satelital se le había colocado a un ternero. Vamos a dejar, entonces, que el pez muera por su propia boca. Con ustedes, el relato de
Gr$$n-Pis y, a veces, nuestros comentarios cuando son apropiados:
La acusación, fácilmente rebatible, responde a un solo y claro interés: buscar el desprestigio de Greenpeace para distraer la atención pública del verdadero problema: el Remate de la Reserva de Pizarro y el continuo desmonte de nuestro bosque nativo en la zona.

Las evidencias

1: El denunciante se delata a sí mismo, ya que acusa este fraude con un collar “muleto”. Es un collar de prueba que el Dr. Perovic le confió en caso de emergencia o rotura del collar que tiene en su cuello el jaguar capturado. La frecuencia del collar que muestra Corro no se corresponde con la frecuencia del collar que emite las señales.
Piense un poco: el baqueano Corro tiene en su poder un collar de varios miles de dólares de costo. ¿Por qué tiene Corro ese collar en su poder? Gr$$n-Pis (o Perovic?) da a entender que es para el caso de que el collar en el jaguar se estropee (emergencia o rotura…). Ahora bien, si el collar se rompe, es el baqueano Corro el encargado de cambiarle el collar al jaguar – como si fuese un manso perrito? Como si fuese tan fácil encontrar a ese mismo jaguar que costó dos años capturarlo. Lo más lógico y sensato es pensar que Corro tenía el collar porque lo hacía “pasear” siguiendo las instrucciones de Perovic o Ezcurra y que, cuando se cansó de reclamar el pago de la tarea, acudió a la justicia laboral para que se le abonaran los sueldos impagos, sin devolver el collar porque era la prueba, el "corpus delicti"... Sería interesante saber si el juicio laboral prosperó y Corro cobró sus diez meses impagos.

Como hacen los fiscales en un caso criminal, vamos a imaginar lo que pudo haber pasado: se comenzó el proyecto con dos collares. Uno se lo dieron a Corro para ser “paseado” y el otro quedó en poder de Perovic-
Gr$$n-Pis. Los collares pueden ser reemplazados (no el que lleva el jaguar, porque no hubo jaguar en el cuento) sino el que transmite las señales al satélite. Una vez que se “destapó la olla”, Gr$$n-Pis pudo muy bien haber cambiado la frecuencia de recepción del collar por la frecuencia del collar que todavía tenía en su poder. La pregunta es: ha quedado registrado la frecuencia del collar en algún documento con fecha que no pueda ser alterada. ¿O es un dato que era irrelevante para correr el programa computado que analiza las señales del satélite?  El satélite emite ondas de radio (generalmente microondas) que son recibidas por un receptor conectado a una antena parabólica, o a veces, como las señales de los GPS, no es necesario una parabólica sino que es suficiente una antena de radio común. De la radio (o del “downconverter”, en caso de señales de frecuencia en orden de los Gigahertz), la computadora traduce las señales analógicas en digitales y el programa las analiza y hace los gráficos necesarios. Quedan algunas dudas que Gr$$n-Pis no aclara, como si el collar sigue aún emitiendo señales y estas son interpretadas por el programa y ploteado el recorrido del felino en el monte. Todo puede ser, y quizás seamos nosotros los equivocados.
2: Disponemos del testimonio filmado en el que el ahora denunciante cuenta cómo fue el día que Perovic y él lograron atrapar al jaguar y de cómo Perovic le colocó el collar satelital al animal. Hacé click aquí
¡Qué disculpa tan infantil! La filmación se hace, con toda probabilidad, a los pocos días que comienza la farsa, y el baqueano Corro era todavía cómplice del engaño. Hay que considerar la psicología de Corro, un baqueano, un habitante de la selva, una persona de poca instrucción y no mucha educación, no acostumbrado a tratos con científicos y personajes de la gran ciudad. Se le habían prometido $1.000 pesos mensuales, una cantidad que triplicaría o cuadruplicaría los magros ingresos de Corro – los peones de campo en las Yungas no son famosos por ganar un dineral… Corro está dispuesto a hacer lo que se le pida con tal de ganarse esos 1000 pesos mensuales. Tiene algunos años por delante de un fantástico sueldo, su futuro asegurado para la familia. La oportunidad de ahorrar y poder progresar, quizás comprar y criar algún ganado, o alguna otra actividad que le permita salir de pobre y de la clandestinidad: cazar jaguares está fuera de la ley, y siempre es bueno evitar problemas con la justicia.
3: La cuestión de la foto: se describe que la cámara se había retirado del lugar el día anterior a la captura. El camarógrafo y fotógrafo del equipo, Hernán Pérez Aguirre, no estaban en el momento de la captura. La foto no es parte del método de estudio, lo que sirve es la contrastabilidad (poder reiterar el estudio y obtener los mismos resultados). La ciencia toma la foto como complemento y no como prueba, debido a que las fotos pueden ser falseadas o preparadas con individuos en cautiverio tomando planos cortos.
Otro argumento infantil. Se nota que Gr$$n-Pis sabe como se falsifican fotografías y documenta-les fílmicas. Tiene mucha experiencia en ello. Ya los sorprendieron en la década de los 90 falsificando documentales sobre la cacería de focas en el Ártico. El periodista Islandés Magnus Gudmunsson los denunció públicamente en su documental emitida por la TV-2, de la televisión estatal de Dinamarca, y Gr$$n-Pis perdió el juicio por difamanción que le iniciara al periodista en los tribunales de Noruega. La Asociación de Periodistas de Japón le concedió a Gudmunsson el Premio al Periodista del Año. También los pescaron en Australia contratando cazadores de canguros para filmar supuestas carnicerías y torturas a canguros, denuncia del periodista Danés Leif Blaedel.

¿Tenemos que creer que el camarógrafo y su cámara se retiraron justo el día antes de la captura? ¿Sólo porque la foto no es “parte del método de estudio”? No será parte del método de estudio, pero es parte fundamental (sine qua non) para demostrarle a los “sponsors” que realmente se había capturado a un ejemplar de jaguar y se le había colocado el collar. Si el fotógrafo se había retirado momentáneamente, lo lógico es que las fotos las hubiese tomado el Dr. Perovic – o nunca ha tomado fotos de sus trabajos? ¿No tiene cámara de fotos? No lo creemos. La excusa de
Gr$$n-Pis resulta demasiado “tirada de los pelos” para ser creíble.
4: El Dr. Perovic tomó además muestras de sangre y pelo. La ficha de captura con las características del individuo capturado está disponible haciendo haciendo click aquí.

5: Los puntos desde los cuales el collar emite la señal indican un polígono de 180 km2: para quien conozca la zona claramente puede darse cuenta que un ternero no puede cubrir semejante extensión.
La ficha y los pelos no son prueba de nada. Pelos de jaguar tengo yo en mi casa a montones. Y puedo hacer resmas de "fichas de captura". Para saber si las muestras de sangre tomadas corresponden al jaguar que andaría deambulando con un collar, habría que capturar nuevamente al jaguar. No sería difícil puesto que el satélite indica el lugar preciso por donde anda en ese momento. ¿Por qué no lo capturan y salimos de dudas? Esta vez no se olviden de llevar a las cámaras de foto y video.

En realidad, el ternero será el que comenzó a “pasear el collar”, pero como no se desplazaba mucho – y eso sería sospechoso para quienes analizaran los gráficos del programa computado, es que se decide encargarle a Corro que monte en su caballo y “pasee” el collar por regiones más amplias, como lo haría un jaguar de verdad. Como el recorrido es grande y nada fácil de hacer por las picadas de la selva, e implica estadías prolongadas y campamentos en la selva -- por ello es que se le ofrece a Corro una suma tentadora. Es Corro quien pasea el collar y no el ternero. Pero
Gr$$n-Pis quiere alejar la atención del baqueano y centrarla sobre el ternero. No funciona. Es demasiado infantil. Si emabrgo insisten en ello:
6: Los terneros no rasguñan! Las lecturas del satélite indican sitios de actividad del jaguar que luego fueron relevados a campo y fotografiados. Allí se encontró materia fecal del individuo, presas muertas por el individuo y troncos rasguñados, modo en que esta especie marca territorio.
¿Por qué fotografían lrestos y señales dejadas por el jaguar? ¿No es que las fotos no forman parte del método de estudio? La manera de marcar territorio de los jaguares consiste en orinar en troncos de árboles y lugares de abrevado. Los rasguños son las marcas que dejan cuando afilan sus uñas periódicamente.

Los 10 meses de tiempo transcurridos antes de que el baqueano Corro se cansara de recibir promesas en lugar del sueldo prometido, permite que el circo se haya montado con bastante perfección. No resulta nada difícil para un cazador experimentado encontrar huellas de cualquier jaguar en la selva (yo lo hice muchas veces en mis años de expediciones en el Amazonas), localizar la materia fecal y otros detalles, y comunicar la novedad al científico jefe para que se registraran los detalles, como si el jaguar realmente estuviese llevando un collar. Dado que los jaguares recorren las picadas en la selva de acuerdo a la abundancia de comida en la zona, es fácil atraer a un jaguar mediante cebos (cabritos, ovejas, terneritos, etc - nosotros lo hacíamos así y funciona) atados en los lugares más convenientes, que ya han sido visitados por el baqueano y cuyo recorrido ha quedado registrado por el satélite. Sólo es necesario que el jaguar deje sus huellas allí, en las presas muertas (los cebos puestos a su disposición). Amigos de
Gr$$n-Pis, yo también he participado de muchas cacerías (fotográficas y de las otras) de jaguares en la selva, y sé cómo se hace. Como dice el tango: “No es a mí que engañaban tus mentiras de mujer.”
Esta y tantas otras falsas acusaciones no detendrán nuestro trabajo en defensa del medio ambiente. Continuaremos defendiendo nuestros bosques nativos de la gran amenaza que hoy significan los continuos desmontes. Ante cualquier consulta, no dudes en contactarnos.
Bueno, cuando tengamos alguna duda nos pondremos en contacto. Pero hay otras cosas que otra gente dice sobre el tema, además de Zona de Investigación del Canal 9. Hay un sitio llamado Agroconnection.com con link a http://www.agroconnection.com.ar/scripts/noticias.asp?Fecha=2004-8-27&Noticia=12436&Nro=10 en donde dicen cosas como esta:



27 de Agosto de 2004
Expertos ponen en duda la versión de Greenpeace
Greenpeace: El decano de Ciencias Naturales
toma distancia del escándalo
.

La denuncia de que un collar satelital habría sido colocado en un ternero pone en duda el Proyecto Yaguareté. La investigación fue solventada por socios de Greenpeace y luego por la empresa Pan American Energy.

Mientras que la Facultad de Ciencias Naturales dio a conocer ayer la "absoluta desvinculación" del biólogo Pablo Perovic de la actividad académica de la Universidad Nacional de Salta, deslindando de ese modo cualquier responsabilidad en el Proyecto Yaguareté, en el departamento San Martín se da por seguro que Pan American Energy suspendió su apoyo financiero a esa investigación.

Tras la conferencia que ofreciera Perovic en el Museo de Ciencias Naturales, la investigación sobre la población de yaguaretés en la selva salteña ingresó en un cono de sombras. La palabra del científico, quien afirma haber capturado en las proximidades de Orán y en fecha no precisada de diciembre de 2001 a un yaguareté hembra al que se le habría colocado un collar de seguimiento satelital, aparece cuestionada por la afirmación del lugareño Hugo Corro, supuestamente, el "tigrero" que participó de la cacería.

El baquiano afirma que nunca pudieron cazar ningún yaguareté y que el collar fue colocado en un ternero, liberado luego en el monte y cuyos desplazamientos fueron registrados por el satélite como si se tratara de los de un felino. Luego de unos meses, dice Corro, hubo que sacarle el collar al ternero, que había crecido y se estaba ahorcando.

Entonces, para seguir "engañando" al satélite, Perovic y el representante de Greenpeace en el NOA, Emiliano Ezcurra,
habrían ofrecido a Corro que se ocupara de "pasear" al collar por los cerros, tarea que habría concluido cuando éste, cansado de esperar que les pagaran los mil pesos por mes prometidos, habría desistido de continuarla.

La posición académica

Ayer, como repercusión de la conferencia de prensa de Perovic, el decano de la facultad de Ciencias Naturales de la UNSa, Julio Nasser, informó la "completa desvinculación del licenciado Perovic" de la universidad y del Museo de Ciencias Naturales. "Perovic fue becario del CONICET a partir de 1995 y la universidad le ofreció un espacio de trabajo en virtud de un convenio con ese Consejo. Hoy Perovic no forma parte de la planta de la Universidad y tampoco del CONICET, ni tiene proyectos de investigación en el CIUNSa".

El catedrático puntualizó que los proyectos de investigación "no tienen relación alguna ni con el museo ni con la universidad". "Es un hecho ajeno a la UNSa y por eso no nos corresponde investigar". Consultado sobre si para la UNSa el hecho es "irrelevante", Nasser señaló que "no están dadas las pruebas que certifiquen tal o cual caso".

En la conferencia de prensa, la única prueba que ofreció Perovic fueron los registros satelitales del movimiento del collar que, en su opinión, permitirían establecer que se trataba de un yaguareté y no de un vacuno o un caballo.

Sostuvo, también, que el collar que mostró Corro como prueba fue utilizado para testear el funcionamiento del sistema de rastreo, en el cuello de una vaca y luego en un caballo. Pero el que se colocó al supuesto tigre tenía otra frecuencia y seguiría en el cuello de la fiera.

"Un problema de Greenpeace"

"Desde el punto de vista de la UNSa, puede que se habilite una investigación, pero no hay todavía una denuncia contra un agente vinculado a la institución. Es un problema vinculado a Greenpeace", sostuvo Nasser. La organización ecologista aparece hoy fuertemente cuestionada en el ámbito de la UNSa.

Detrás de la controversia, sin pruebas y con testimonios contrapuestos, hay cien mil dólares donados por socios de Greenpeace para proteger el yaguareté salteño, el prestigio académico del investigador y la buena fe de la gente. "En ese momento estamos informando la desvinculación completa de Perovic y más adelante veremos qué actitud tomar. El espacio del museo lo hablaremos con la directora para resolver la situación".

En el Museo, la directora Marisa Fabrezzi prefirió no formular declaraciones. En esa dependencia se encuentra la computadora que recepcionó las señales emitidas por el collar, colocado en un ternero según el baquiano y en un yaguareté, según el científico.

Autor: Francisco Sotelo
El Tribuno-Salta


Parece que la Universidad de Salta, a través del Decano de Ciencias Naturales y el Museo de Ciencias Naturales, no quieren saber nada con
Gr$$n-Pis ni con el Dr. Perovic, quien ha quedado en el medio de este escándalo, y que probablemente se arrepienta toda sus vida de haberse puesto de acuerdo con Gr$$n-Pis para llevar adelante el Proyecto Yaguareté. La gente de la Universidad de Salta ha estado mucho más cerca que todos nosotros del asunto, ha podido conversar con el baqueano Corro, y han podido acceder a detalles técnicos a los que no hemos podido acceder nosotros. Sin embargo, de acuerdo a nuestra experiencia con los personajes que militan en Gr$$n-Pis, tenemos una fuerte tendencia a darle más crédito a un Decano de la Universidad que a los partes de prensa de Emiliano Ezcurra o de Juan C. Villalonga.

Hemos dado entonces con el gusto a nuestro lector “
El Amigo Verde” de concederle el derecho a Gr$$n-Pis de hacer escuchar el sonido de su campana, y hemos publicado el link a la página donde hacen su “descargo completo”. Pero nos hemos reservado el derecho de analizar el descargo y hacer escuchar el sonido de nuestra campana, que seguirá sonando cada vez que Gr$$n-Pis meta la pata y haga de las suyas. Sería bueno ver si Greenpeace hace lo mismo con nuestros comentarios – o sólo le interesa, como siempre, hace escuchar nada más que a su desinformación.

Eduardo Ferreyra
Presidente de FAEC
Córdoba, 21 de diciembre, 2004


Vea el tiempo en Argentina




Volver a la página Política y Ecologismo              Volver a la página Artículos

Usted es el visitante No.:

desde Enero de 2002
FastCounter by bCentral

Vea aquí otras interesantes
estadísticas de la página

¿Desde qué países nos visitan?
¿Quiénes son los visitantes?



No se enoje!
Sólo díganos su opinión!

Nombre:
Email:
Comentarios: