POLÍTICA | E-mail | CORREO RECIBIDO | EL LIBRO | ARTíCULOS | AMAZONAS | CLIMA | PESTICIDAS | CLIMA | ENERGÍA | Ondas EM | ENGLISH VERSION | PILOT NOTES | LINKS


Hora de Córdoba




Suscríbase al
Newsletter de FAEC
Escriba su Email


Preview | FeedBlitz

Compre ahora el libro
Clima Feroz
Por Eduardo Ferreyra
Apoye la edición independiente: compre este libro en Lulu.


EL NIÑO/NIÑA



  • Manchas Solares

    Condiciones en el Sol

    Sea Ice Extent
    Hielo Marino


    Temperatura Polo Norte


    Pronósticos del Tiempo


    Blogs: escépticos del clima en Inglés

    William M. Briggs
    Clmate Audit
    Climate Change Facts
    Climate Change Fraud
    Climate Police
    Climate Resistance
    Climate Scam
    Climate Science
    CO2 Science
    CO2 Sceptics
    Friends of Science
    Global Climate Scam
    Global Warming Heretic
    Global Warming Hoax
    Global Warming Skeptic
    GlobalWarming.org
    Greenie Watch
    Bruce Hall
    Warwick Hughes
    Lucia Liljegren
    Jennifer Marohasy
    Warren Meyer
    Maurizio Morabito
    Luboš Motl
    Tom Nelson
    Newsbusters climate
    Niche Modeling
    Planet Gore
    Really Real Climate
    Roger Pielke Sr.
    Fred Singer
    David Stockwell
    Philip Stott
    Anthony Watts
    World Climate Report

    Videos de Interés
    Penn and Teller -Genial!

    El Gran Timo del Calentamiento Global

    El Gran Timo...
    en 8 partes breves
          ARTICULOS
    RECOMENDADOS


    Estudios Solares de Theodor Landscheidt



    La ignorancia del Alarmismo Climático

    Doug L. Hoffman

    The Resilient Earth
    Agosto, 6, 2014

    Uno de los tristes efectos colaterales del fraude del calentamiento global es que la gente normalmente inteligente ha sido inducida a creer las cosas más estúpidas. Un ejemplo viene a cuenta: en un mundo donde millones mueren todos los años a causa de la desnu-trición, el Secretario de Estado de los Estados Unidos, John Kerry, les informó a los líderes africanos que asistían a una reunión en Washington que crear más granjas en África cau-sa demasiada contaminación de dióxido de carbono.

    ¿Pueden imaginar la respuesta de cualquier líder nacional, que se le dice que tiene que dejar que pueblo sufra hambre porque una banda de naciones ricas, payasos de la torre de marfil, tienen esta salvaje y no probada idea de que el CO2 podría hacer que el mundo se caliente uno o dos grados dentro de 200 años? Este el tipo de imbecilidad que viene de seguir a una perniciosa mentira hasta la madriguera de conejo de falsas suposiciones. Sin embargo, alrededor del mundo la gente parece estar indefensa contra la infecciosa igno-rancia que es el alarmismo climático.
    De acuerdo con informes, el Secretario de Estado John Kerry le dijo a la audiencia que “8.000 niños mueren todos los días” y que en el África sub-Sahariana, una de cada cuatro personas sufre de hambruna crónica. Luego, pocos minutos después, hizo énfasis en que la creación de nuevas granjas causaría demasiada contaminación de carbono de modo que los líderes africanos tienen que desalentar la creación de más tierras de cultivos. ¿Qué abyecto tara-do puede en verdad creer que la erradicación del hambre en África se puede conseguir combatiendo un calenta-miento global no probado para un futuro lejano?

    Al mismo tiempo Kerry reveló que la prioridad tope de la administración para Rusia es: reducción de los gases inver-nadero y no a las 8.000 tropas rusas adicionales en la frontera con Ucrania. Por lo menos, es un tonto consistente.

    Otro ejemplo, no por coincidencia de la administración Obama, fue la publicación de un video de YouTube relacio-nando a los incendios en California con el cambio climático. De acuerdo con el Washington Post: “La administración publicó el martes dos videos que apuntan a clarificar el nexo entre el cambio climático y uno de los productos más tangibles del cambio climático: incendios de bosques.

    “Los incendios de bosques y praderas han sido un creciente tópico de conversación en Capitol Hill, gracias a los años de incendios récord que hemos tenido esta década y a una escasez de fondos para combatirlos.”

    El artículo sigue luego explicando la situación en un gráfico mostrando que la situación no es como la describe el gobierno. Tanto en cantidad de fuegos como el total de acres quemados el año 2014 está muy lejos de ser un año récord para incendios. Los gráficos de abajo son de WaPo basados en estadísticas del gobierno.

    Otra gran pieza de alarmismo climático engañoso es la declaración que 2014 ha dado al mundo sus meses de mayo y junio más calientes registrados. Mientras que California tuvo la primera mitad de año más caliente en su historia reciente, en realidad Norteamérica ha sido más fría de lo normal, y Canberra, Australia, experimentó su período más frío en 43 años con cuatro mañanas consecutivas por debajo de los -6º C. Por cierto, una revisión de satélites de NASA reveló que la Tierra estableció un nuevo récord de temperaturas frías registradas. Sucedió en la Antártida en Agosto 2010 cuando alcanzó -93.2ºC (-135.8ºF). Luego, en Julio 31, 2013, volvió a estar muy cerca con -92,9º C. Eso es tan frío que los investigadores en la Antártida informaron que dolía al respirar.

    El frío récord continuó este año en el Polo Sur. Un informe de Meteo France afirma que junio de este año fue el más frío jamás registrado en la estación francesa de Dumont D'Urville. De acuerdo con el parte de prensa, durante junio 2014m la temperatura media fue de -22.4º C, 6.6º C más baja que la normal. Este es el junio más frío jamás regis-trado en la estación, y casi es el promedio mensual más bajo registrado –sólo septiembre de 1953 fue más frío, con una temperatura media récord de -23.5º C. No hace mucho tiempo los alarmistas decían que la Antártida estaba perdiendo su capa de hielo, inundando a los océanos del mundo.

    Esto fue acompañado por una anomalía récord para el hielo marino del Hemisferio Sur. El hielo que rodea al conti-nente austral es de 2,074 millones de kilómetros cuadrados como lo informa la Universidad de Illinois en Urbana-Champaign's The Cryosphere Today. Esto se muestra en el gráfico de abajo.

    Pero ¿Qué hay de esas afirmaciones de que 2014 tuvo al junio más caliente registrado? La respuesta está en dónde y cómo uno mire a las temperaturas –lecturas de temperatura de superficie, lecturas atmosféricas de globos sonda, infrarrojos de satélites des diferentes capas atmosféricas que dan todas diferentes lecturas y tendencias. Un con-junto consistente de temperaturas de alta precisión es la colección Global Lower Atmosphere mantenida en la Universidad de Alabama en Huntsville. El reciente gráfico aportado por el Dr. Roy Spencer, mostrado abajo, muestra que 2014 está muy lejos de ser el verano más caliente registrado en el Hemisferio Norte.

    A pesar de todo, informes siguen llegando de las predecibles organizaciones climáticas alarmistas –NASA, NOAA, IPCC, etc.– que afirman que el mundo todavía sigue calentándose. Interesante, hasta el NOAA de EEUU y el Hadley Center del Met Office británico han publicado información que documentan la “pausa” de 17+ años que ha enojado tanto a los verdaderos creyentes del calentamiento. Aquí está el registro histórico de temperaturas globales como se pública en dos fuentes oficiales del EEUU y Gran Bretaña.

    Como se puede ver con toda claridad los registros están en un acuerdo histórico general. Ambos muestran un alto y hasta una disminución en la tendencia del calentamiento. Entonces, ¿por qué ciertos grupos informan otra cosa? Es un asunto de fe, el triunfo de la religión del calentamiento global sobre la ciencia verdadera. Cualquier causa para cualquier evento del tiempo calamitoso se ha convertido en “cambio climático”. Esto puede verse todos los días en todos los medios de información –TV, impresos, en la internet. Por ejemplo, la cantidad de eventos de mal tiempo informado por los servicios del tiempo ha aumentado tremendamente durante el último siglo, supuestamente debido al cambio climático. Pero, ¿esto es cierto? Rotundamente no!

    Consideremos a los tornados en los Estados Unidos. Si uno escucha a loe informe en el Weather Channel o cual-quier otro servicio de noticias, los Estados Unidos están sufriendo una plaga de tornados y twisters, masticando al Medio Oeste. Es cierto que la cantidad de tornados ha crecido como lo hizo el daño que ellos causan. El porqué ha ocurrido este aumento en los eventos reportados lo hace claro la NOAA.

    Una de las principales dificultades con los registros de tornados que un tornado, o evidencia de un tornado tiene que ser observado. A diferencia de lal lluvias o la temperatura, que pueden ser medidas por un instru-mento fijo, los tornados son de muy corta vida y muy impredecibles. Si un tornado ocurre en un lugar con poca o ninguna población, es muy probable que no sea documentado. Muchos tornado significativos pueden no entrar al registro histórico ya que el Callejón de los Tornados estuvo muy levemente poblado durante el Siglo 20.

    Más breve, más gente informa de más tornados, simplemente porque están allí. Actualmente no hay una tendencia en la actividad de los tornados en los pasados 80 años. no han aumentado ni su cantidad ni su intensidad. La información real de NOAA se muestra abajo.

    El daño causado por las tormentas aumentó en términos absolutos por razones similares. No sólo hay allí más gente presente para observar a los tornados, sino que hay ahora más propiedades para ser dañada o destruida por estos violentos eventos del tiempo. Como se puede ver en el gráfico de abajo, si los montos son normalizados, el afir-mado aumento en el daño por tornados desaparece.

    Lo mismo es cierto para todas las demás catástrofes inducidas por el clima predichas por los alarmistas. Los Estados Unidos está en una sequía de huracanes que ha durado más de 8 años sin que alguna gran tormenta haya tocado tierra en el país. Una racha que no tiene precedentes desde 1900. El intervalo previo más largo es 2 años y medio más corto.

    Según se informa, más de los EE.UU. está en sequía o sequía severa que antes en la historia registrada, pero el registro utilizado es sólo 12 años de edad. Si se usan los registros históricos la sequía actual no es desusada o siquiera notable. Los residentes de California pueden estar quejándose pero ellos eligieron vivir en un estado que experimenta sequías con mucha frecuencia (y fuegos salvajes, terremotos, y deslizamientos de tierra.)

    También está ampliamente informada la afirmación que las islas en los rincones más remotos de los océanos del mundo están en peligro inminente de deslizarse de forma permanente debajo de las olas como un grupo de modernas Atlántidas. Tal como lo informa Science:

    Paul Kench, un geomorfólogo que ahora lidera a la Escuela del Ambiente de la Universidad de Auckland en Nueva Zelanda, fue el primero en cuestionar las nefastas predicciones para Kiribati e islas naciones similares. En 1999, el Banco Mundial le pidió evaluar los costos económicos del aumento del nivel del mar y el cambio climático para las islas naciones del Pacífico. Kench, que había estado estudiando la manera en evolucionan los atolones de coral, dice que él había asumido que un nivel del mar en aumento engulliría a las islas, que consisten de arena montada sobre arrecifes. “Eso es lo que todo el mundo pensaba, y nadie lo cuestionaba,” dice Kench. Pero cuando él revisó la literatura, no pudo hallar ningún estudio que apoyara ese escenario.

    Y la lista de afirmaciones falsas y desenmascaradas sigue y sigue. Parte de la culpa por todas estas catástrofes falsas descansa directamente en los medios de prensa. Operando bajo el viejo adagio: “Si sangra, rinde frutos,” los buitres sin cerebro de las agencias de noticias del mundo se agrupan para informar de cualquier calamidad, más que felices de atribuir cada evento al cambio climático. En vez de registrar armas los gobiernos debieran registrar cámaras y micrófonos –ellos son armas realmente peligrosas en manos de los asombrosamente ignorantes miembros del cuarto poder.

    Por supuesto no hay una escasez de expertos que alegremente respaldan esas afirmaciones de catástrofes induci-das por el clima –algunos con gravedad académica, otros con estridencia fanática. Nunca pida las evidencias que apoyan a sus afirmaciones, estos imbéciles embajadores de la corrupción de la ciencia climática propagan la igno-rancia con total irresponsabilidad. Los entrevistadores de noticieros se prenden sin aliento de cada una de sus palabras, mientras que se burlan de los escépticos etiquetándolos de “negacionistas” y “criminales del clima”. Los escépticos son rápidamente interrumpidos si se atreven a ofrecer datos aburridos que desenmascaran a los alarmis-tas del clima. Y así la cosa prosigue, este equivalente intelectual de una enfermedad venérea, la ignorancia del alarmismo climático continúa infectando a los no educados y a aquellos demasiado perezosos para pensar de mane-ra crítica.

    Cuídese, goce del interglacial y manténgase escéptico.



    Escriba su comentario o inicie un debate sobre el artículo:


    comments powered by Disqus


    Volver a la página Cambio Climático              Volver a la página Artículos

    Usted es el visitante No:
    desde Diciembre 2006


    Click for Pilar Observatorio, Argentina Forecast

    Locations of visitors to this page

    Pruebe la velocidad de su conexión a Internet!

    Speakeasy Speed Test


    ¿Desde qué países nos visitan?
    ¿Quiénes son los visitantes?
    Ranking entre sitios de la web


    Usted es el visitante número

    desde Noviembre 28, 2008
    Vea aquí nuestras estadísticas


    ¿Desde qué países nos visitan?
    ¿Quiénes son los visitantes?