PARTES de PRENSA - E-MAIL - QUIENES SOMOS - CORREO - EL LIBRO - ARTíCULOS -
AMAZONAS - CLIMA - ENERGÍA - ENGLISH VERSION - PILOT NOTES - LINKS







EL TOP TEN de los Miedos Infundados

PCB en el Salmón, y Cáncer

El Miedo:
Durante la década pasada, virtualmente todas las organizaciones nutricionales han aconsejado a la gente consumir pescado de manera regular – dos o tres veces, o hasta 230 gramos, por semana [21]. Este consejo hace énfasis sobre pescados oleosos, tales como el salmón, porque los aceites de estos peces contienen ácidos como el ácido graso poliinsaturado Omega 3, que se piensan que son altamente beneficiosos. El consumo de estos ácidos grasos está asociado con una disminución del riesgo de ataques cardíacos.
Pero durante el año pasado, el salmón – en particulares salmón de criadero – estuvo bajo ataque por estar contaminado por los bifeniles policlorados, o PCB. Algunos grupos han advertido repetidamente a los consumidores que los salmones 'cultivados' están muy contaminados con PCB para su consumo regular, y sólo se debería consumir salmones pescados en lo salvaje, que se ha informado que contienen menores niveles de dichos compuestos. El resultado ha sido confusión y el evitar una muy buena fuente de proteí-nas, los muy saludables ácidos grasos, y otros nutrientes.

¿De Dónde Provino el Miedo?

En el 2003, el EWG, (siglas inglesas del Grupo de Trabajo Ambiental) publicó un estudio de 7 salmones cuyas conclusiones hallaban que los salmones cultivados confían más PCB que los salmones silvestres. El estudio no tenía 'peer review' ni tampoco había sido aceptado por ninguna publicación científica. El informe del EWG avivó los miedos sobre el PCB diciendo que actuan como compuestos estrogénicos (los llamados “disrupto-res endócrinos”). Se temía que los compuestos estrogénicos podría imitar los estrógenos humanos y condu-cir a la infertilidad, algunos cánceres, u otros desórdenes hormonales relacionados. En enero 2004, la revis-ta Science publicó un estudio más sustancial que evaluaba el contenido de PCB en los salmones cultivados y comparaba el contenido de PCB con los de los salmones salvajes.[22].

Agregado al descubrimiento de que los salmones cultivados contenían más PCB que los salvajes, los resulta-dos también indicaban que los salmones criados en las 'granjas de peces' de Europa tenían más PCB que los criados en granjas de Norte y Sudamérica. Más aún, los autores concluían que “el consumo del salmón del Atlántico criado en granjas podría imponer riesgos sobre la salud en desmedro de los efectos benéficos del consumo de pescado.” Más tarde en el mismo año, varios científicos más expresaron su desacuerdo con estas conclusiones en cartas al editor de la revista, pero muchos (aunque no todos) en los medios populares ignoraron estos desacuerdos, en lugar de añadirlos en ulteriores coberturas del tópico.

La Cobertura de los Medios

El ABC News cubrió la historia del salmón, tanto en sus emisiones televisadas y en su sitio de la Internet. La versión de la historia en Internet, titulada “Estudio encuentra que los salmones de granja contienen contaminantes,” fue levantado por otros sitios de noticias de la Internet [23-25]. En una revisión relati-vamente responsable, la historia de la ABC entrevistaba a los autores del informe en Science como también a expertos en otros campos de la toxicología y nutrición, que tendieron a moderar el más extremista lengua-je que calificaba de “tóxico” o “cancerígeno”·al salmón cultivado.

Algunos otros medios también proveyeron una cobertura balanceada. En particular, un sitio llamado Health castle (Castillo de Salud) [26] presentaban una revisión menos alarmista de los estudios que habían sido publicados sobre este asunto y resumía muy claramente las directivas de varias agencias del gobierno sobre los niveles de PCB que son considerados seguros para el consumo. Su mensaje clave era “no abandonar el consumo de salmón y otros peces”. Otro informe equilibrado fue presentado por el Miami Herald, que citaba al Dr. George Blackburn, del Harvard Medical School diciendo “Reconozco por qué la gente duda,” dijo. “Uno tiene que hacer un análisis de riesgo/beneficio. Pero la gente no obtiene suficiente omega-3, y el salmón es una de las formas más baratas de obtenerlo. Aún cuando hayan minús-culas dosis de toxinas, no queremos que ellas alejan a la gente de los beneficios.”[27]

Otros medios proveyeron visiones menos imparciales. Por ejemplo, el Science Daily, de la Universidad de Indiana, simplemente describía al estudio de Science sin presentar ninguna interpretación o crítica de sus conclusiones [28]. Antes, el Washington Post reportó en una nota informativa que “el consumo de salmón cultivado podría estar imponiendo una amenaza para la salud de millones de Americanos,” y el New York Times llamó a los PCB “probables cancerígenos humanos.” [29,30] Más recientemente, el New York Times publicó un artículo describiendo los esfuerzos de algunos restaurantes, supermercados y pescaderías de salmón de evitar al salmón cultivado [31]. El artículo no cuestionaba si estas acciones eran aconsejables. La menos equilibrada de las presentaciones fue la del Environmental Working Group (EWG), que había publicado su propio pequeño estudio en el 2003 (ver más arriba). Un parte de prensa [32] hecho por este grupo proclamó “El Primer Ensayo hecho Jamás en los EEUU sobre Salmón cultivado Muestra Altos Niveles de PCB Cancerígenos” (y esto se basaba únicamente en su estudio sobre apenas siete pescados!)

La Conclusión

Las horribles advertencias sobre los PCB en el salmón cultivado están basadas en miedos e ignorancia de la verdadera naturaleza de los compuestos, o cuál riesgo, si es que hay alguno, imponen a la salud humana. Primero, la evidencia para los efectos estrogénicos de los PCB es altamente conjetural. Son muy débiles estrogénicos, y la evidencia de que podrían tener efectos perturbadores en la salud de animales o humanos ha sido calificada implausible por investigadores expertos. [33]

Segundo, no se ha demostrado que los PCB sean cancerígenos para los seres humanos. Los estudios epidemiológicos que han examinado a los trabajadores industriales expuestos a elevados niveles de PCB en sus trabajos no dieron lugar a grandes preocupaciones. De hecho, el cloroacné (una perturbación cutánea parecida al acné) y una irritación de los ojos fueron los únicos resulta-dos consistentes de las exposiciones constantes a elevados niveles de PCB. [34]

Es verdad que cuando se hacen comer altísimos niveles de PCB a los animales de laboratorio durante toda sus vida, los animales pueden llegar a desarrollar tumores. Tales experimentos llevaron a la EPA (Agencia de Protección Ambiental) a considerar a los PCB como “posibles cancerígenos humanos” – y esta designa-ción permite que grupos como el EWG exageren enormemente sus riesgos para los humanos. Pero la EPA no hizo ninguna concesión al hecho de que ningún ser humano podría jamás ingerir la cantidad de PCB necesa-ria para imitar el nivel de exposición experimentado por los pobres animalitos. Los PCB se encuentran en nuestros alimentos en sólo muy minúsculas cantidades. LA EPA y los grupos ecologistas están ignorando así el axioma básico de la toxicología – “La dosis Hace al Veneno”[35].

Muchas sustancias químicas que ocurren de manera natural en nuestra provisión de alimentos también causan cáncer cuando se las administra a los animales a las mismas dosis que se hace con los PCB u otros químicos. Esto no significa que debamos eliminar a esos cancerígenos de todas nuestras comidas [36]. En su lugar, debería reasegurarnos que cantidades infinitesimales de la mayor parte de las sustancias químicas sintéticas son asimismo inofensivas en la manera en que son normalmente consumidas en nuestras comidas. Es desafortunado que esas alarmas sin fundamento y exageradas de riesgos para la salud sean publicadas por los medios. Evitar alimentos en particular basados en esas alarmas será perjudicial más que benéfico para la salud de los consumidores.

Referencias

21. Reconocemos que la FDA ha sugerido que las mujeres embarazadas y los niñps eviten ciertos tipos de pescados a causa de otros asuntos de salud; pero el salmón no está entre esos problemas. Para más información, ver http://www.fda.gov/.

22. Hites RA, Foran JA, Carpenter DO, Hamilton MC, Knuth BA, Schwager SJ. "Evaluación Golbal de contaminantes orgánicos en salmón cultivado. Science 2004;303(5655):226-9.

23. http://www.healthy.net/asp/templates/news.asp?Id=8243

24. http://ca.fullcoverage.yahoo.com/fc/Canada/Pollution/news_stories_6.html

25. http://abcnews.go.com/Technology/story?id=99606&page=1

26. http://www.healthcastle.com/farmed-salmon.shtml

27. http://www.miami.com/mld/miamiherald/10085359.htm?template=contentModules/printstory.jsp

28. http://www.sciencedaily.com/releases/2004/01/040109072244.htm

29. Reporte sugiere alto contenido de PCBS en salmón ciltivado. The Washington Post. Julio 30, 2003.

30. Se dice que el salmón cultivado contiene altos niveles de PCB. New York Times. Julio 30, 2003.

31. Donde el salmón se vender, el llamado de lo silvestre. The New York Times. Noviembre 12, 2003.

32. http://www.ewg.org/reports/farmedPCBs/release_20030730.php

33. Ross G. Las implicancias públicas de los bifeniles policlorados (PCBs) en el ambiente. Ecotoxicology and Env. Safety 2004;59:275-291.

34. James RC, Busch H, Tamburro CH, Roberts SM, et al. Exposición a los bifeniles policlorados y enfermedad humana. JOEM 1993;35:136-148.

35. American Council on Science and Health. 2002. Menú de Cena de las Fiestas

36. Ibid.

Ir al próximo Miedo          Volver al Índice del TOP TEN


Vea el tiempo en Argentina




Volver a la página Riesgos y Cancerígenos              Volver a la página Artículos

Usted es el visitante No.:

desde Enero de 2002
FastCounter by bCentral

Vea aquí otras interesantes
estadísticas de la página

¿Desde qué países nos visitan?
¿Quiénes son los visitantes?



No se enoje!
Sólo díganos su opinión!

Nombre:
Email:
Comentarios: