PARTES - E-mail - CORREO - EL LIBRO - ARTíCULOS - AMAZONAS - CLIMA - ENERGÍA - ENGLISH VERSION - PILOT NOTES - LINKS

'Muecas'

POR EDI ZUNINO (*)
Febrero, 10, 2006

Este asunto de las papeleras implica, entre otras cosas, un juego de muecas, guiños y mohínes tan contradictorios como dignos de lo que se ha dado en llamar "alta política". Enfrenta con dichos y silencios pocos sutiles a dos presidentes supuestamente amigos e ideológicamente afines; genera peleas mediáticas, también, entre un gobernador argentino (el entrerriano) con otros de sus pares tan alineados como él con el manda-más que les marca el paso en este lado del río. Por si fuera poco, pone en veredas opuestas a trabajadores con ganas de seguirlo siendo y a defensores de la pureza del agua que pretenden poder seguir usándola. Sin embargo, hay un detalle que hasta ahora brilla por su ausencia en este conflicto político-diplomático-económico-ecológico-pasional.

El Estado argentino sigue siendo fabricante de papel, lo cual lo convierte en virtual competidor de la finlandesa Botnia y de la española Ence. Y, por lógica consecuencia, acaso en un actor poco interesado en que nadie vaya a venir a hacerle sombra.

Estamos hablando --o, mejor dicho, todo lo contrario-- de Papel Prensa, empresa que funciona desde la primavera de 1978 en la localidad bonaerense de San Pedro y reúne como accionistas al Estado Nacional con los diarios Clarín y La Nación. Según su propio webpage, Papel Prensa "ya ha superado la producción de 3.500.000 toneladas de esa vital materia prima" y permite "sustituir importaciones cercanas a los 90 millones de dólares anuales". Nada se dice allí, en cambio, de cómo explicará su accionista público en La Haya que la planta papelera que sostiene es menos contaminante que las que pretende evitar, cuya tecnología parece de las más avanzadas sino la más.

Pero Papel Prensa no es sólo una simple empresa: su directorio es el ámbito donde los gobiernos de turno pueden cobrar influencia entre los directivos de los principales holdings periodísticos del país. No porque sí Néstor Kirchner sentó en ese sillón durante más de dos años a uno de sus más fieles y movedizos operadores. El ahora diputado Dante Dovena (organizador, entre otras cosas, del desembarco de Cristina K en la provincia) todavía no fue relevado en el cargo. Su tarea parece haber sido efectiva al 50%; con La Nación, su jefe se sigue llevando bastante mal.*

(*) Secretario de Redacción del diario Perfil (Argentina)

Fuente: Diario LA REPUBLICA, Montevideo, y
Los Principios OnLine.com.ar/, Concepción del Uruguay


Vea el tiempo en Argentina


Volver a la página Política y Ecologismo              Volver a la página Artículos

Usted es el visitante No.:

desde Enero de 2002
FastCounter by bCentral

Vea aquí otras interesantes
estadísticas de la página

¿Desde qué países nos visitan?
¿Quiénes son los visitantes?


No se enoje!
Sólo díganos su opinión!

Nombre:
Email:
Comentarios: