NOTICIAS - EMAIL - CORREO RECIBIDO - EL LIBRO - ARTíCULOS - AMAZONAS - ENGLISH VERSION - PILOT NOTES - LINKS

Sea muy, muy cuidadoso con lo que pone
en esa cabeza, porque nunca, jamás,
podrá volver a sacarlo de allí.


Thomas Cardinal Wolsey (1471-1530)
   Mal Invernadero FAQ
Haga click sobre el símbolo para su explicación.



Preámbulo
Estas Preguntas Frecuentes (FAQ) son escritas por Alistair B. Fraser. Son en respuesta a preguntas hechas durante los años por los lectores de las páginas Bad Meteorology (en inglés) y Mala Meteorología (en Español). Si usted ha llegado aquí sin haber leído antes esas páginas o Mala Ciencia, lo que sigue tendrá poco sentido para usted.

Aunque las preguntas presentadas aquí son las que se hacen con mayor frecuencia, cada una ha sido elegida para caracterizar a un grupo de preguntas similares que se hicieron sobre el tópico.
Asuntos discutidos más abajo (surgidas de la página Mal Invernadero)
Conversión de Temperatura
Nuestra atmósfera no es la fuente de energía
Pero el Sol y la atmósfera emiten por diferentes razones
Pero nuestra atmósfera dejaría de emitir sin el Sol
¿La radiación emitida es la misma que se recibe?

Preguntas surgidas del Mal Invernadero:

Conversión de Temperatura
Pregunta:
Me gustaría hacer notar un pequeño error en la conversión de Celsius a Farenheit en la página Mal Invernadero: 50º Farenheit son [equivalentes] a 10º Celsius (no 30).

Respuesta:

Lo que la página decía era, "En la ausencia de una atmósfera la Tierra tendría un promedio de 30º Celsius (alrededor de 50º Farenheit) menos..." lo que es correcto: un cambio de de 30º C no corresponde a un cambio de 50º F. En breve, yo no estaba discutiendo la magnitud de la temperatura, sino la magnitud del cambio de la temperatura.


Nuestra atmósfera no es la fuente de la energia
Pregunta:

Usted hace la tonta afirmación de que "La superficie de la Tierra es más caliente de lo que sería en ausencia de una atmósfera porque recibe energía de dos fuentes: del Sol y de la atmósfera." Esa no es una explicación porque la atmósfera sólo recibe su energía de algún otro lado.

Respuesta:

El hecho de que la atmósfera recibe su energía de otro lado, no excluye que sea una fuente de energía para la superficie de la Tierra. Probablemente no objetará a la sugerencia de que usted recibe (la mayor parte) de energía de los alimentos. Sin embargo, la energía de los alimentos también provino de algún otro lado. Realmente, usted no objetó la sugerencia de que obtenemos nuestra energía del Sol. Pero la energía del Sol proviene de su fotósfera, y esa fotósfera recibe su energía de otra parte, tan seguramente como lo hace también nuestra atmósfera. Entonces, ¿por qué está usted satisfecho con una cosa y no con la otra?

Sin embargo, tratemos el tema empíricamente. Si uno se asienta sobre la superficie y toma medidas con radiómetros, uno descubre rápidamente que la superficie de la Tierra está recibiendo energía de dos fuentes predominantes: el Sol (en realidad, de la fotósfera) y de la atmósfera de la Tierra. El que usted pueda introducir el argumento teórico que rastrea a la energía de cada una de las fuentes muchos miles de años atrás hasta el núcleo del Sol, y más atrás aun durante miles de millones de años hasta el Big Bang resulta irrelevante. Empíricamente, la energía que recibe la Tierra proviene, de manera abrumadora, de las dos fuentes mencionadas. Y curiosamente, nuestra atmósfera provee más energía a la superficie de la tierra de lo que lo hace el Sol, de manera que la atmósfera no es para nada una fuente irrelevante.

Pero el Sol y la atmósfera emiten por razones diferentes
Pregunta:

Pero, sin embargo el Sol sigue siendo la fuente básica de la energía, y cualquier sugerencia de que la atmósfera de la Tierra actúa como el Sol confunde a los estudiantes.

Respuesta:

Pero la atmósfera de la Tierra sí actúa como el Sol (o por lo menos esa parte que vemos y que nos envía energía). Ambas, la atmósfera y la fotósfera del Sol (la parte que nos envía energía) emiten energía por la misma básica razón. Aunque sus temperaturas difieren, ambas están emitiendo (lo que es casi) radiación de Cuerpo negro a causa de esas temperaturas. Y aunque la fotósfera es más caliente, nuestra atmósfera ocupa una fracción mucho más grande de nuestro cielo, de manera que recibimos más energía de esta última.

Pero nuestra atmósfera dejaría de emitir sin el Sol
Pregunta:

Usted le yerra al asunto: la atmósfera de la Tierra emite solamente porque recibe energía del Sol. Realmente tiene un estado distinto.

Respuesta:

La atmósfera de la Tierra emite porque tiene una temperatura, no porque ha recibido energía en la forma de radiación del Sol. si el Sol se apagase (lo que realmente hace todas las noches), la atmósfera de la tierra sigue emitiendo.

En realidad, creo que usted está trayendo a colación un tema diferente: no el por qué la atmósfera de la Tierra es una fuente de energía (que las mediciones indican claramente), sino cómo hace para mantener su temperatura a la vista de esas pérdidas. Usted me está sugiriendo que en la ausencia del Sol, la temperatura de la Tierra disminuiría (como en verdad lo haría), aún cuando la temperatura descendería, la atmósfera continuaría siendo una fuente de energía.

Entonces, ¿cómo se mantiene la temperatura de la atmósfera, viendo a toda la energía que está emitiendo en la forma de radiación (hacia la Tiera y hacia el espacio). La respuesta, por supuesto, es que está recibiendo energía, principalmente desde abajo en la forma de radiación, calor latente, y convección. (De manera incidental, mientas que nuestra atmósfera recibe alguna radiación directamente del Sol, la mayor parte proviene de otras partes: de abajo).

Curiosamente hay una explicación casi idéntica sobre cómo la fotósfera del Sol mantiene su temperatura en vista de toda la energía que está emitiendo en forma de radiación. Está recibiendo temperatura, principalmente desde abajo, vía radiación y convección. Realmente, la energía emitida por la fotósfera del Sol es retirada durante mucho tiempo del núcleo solar. Las estimaciones son que lleva unos 100 mil años para que la energía del núcleo sea pasada a la fotósfera a través de muchos intercambios radiativos y convectivos.

De modo que la atmósfera de la Tierra y la fotósfera del Sol juegan un rol asombrosamente paralelos como fuentes de energía para la Tierra. Ambas aplican una cantidad de energía comparable (aunque la atmósfera provee más); ambas emiten radiación por las mismas razones; la temperatura de cada una es mantenida (esencialmente) por los mismos procesos; cada una está separada por muchos miles de años de la fuente termonuclear de su energía.

¿La radiación emitida es la misma que se recibe?
Pregunta:

Usted argumenta que no deberíamos decir que la atmósfera reirradia porque no son los mismos fotones los que son enviados de vuelta. Esto suena perfectamente correcto para mí. Sin embargo, ¿qué estaría equivocado al decir que "refleja"?

Respuesta:

Bien, en el infrarrojo, hay muy poca reflexión de las sustancias naturales (aun la nieve, que es altamente reflectiva en el espectro visible, es altamente absorbente en el infrarrojo). La radiación que cae sobre un objeto (la Tierra, una nube, la atmósfera) es absorbida en gran parte, de modo que la palabra reflexión, no describe lo que se sabe que está ocurriendo.

Decir que los fotones emitidos no son los mismos que se recibieron es corecto (no lo son). Sin embargo, esa era una manera de hacer notar algo que confunde a los estudiantes (en gran parte porque sus maestros también están confundidos). Estos conceptos son presentados, con demasiada frecuencia, como si algo de radiación es absorbida y luego subsecuentemente emitida. La implicación es que existe alguna conservación de la radiación, como si un vaso fuese primero llenado con agua, y luego esa misma agua (y la misma cantidad de agua) fuese liberada después. Esta no es la manera en que opera la Naturaleza. Ni la atmósfera ni la fotósfera emiten radiación porque cada una recibe radiación. Cada una emite a causa de la temperatura (y otras características del medio). La Ley Stefan-Boltzman no dice que la emisión depende de la cantidad de radiación recibida.

La energía emitida por la atmósfera proviene sólo en parte de la energía recibida en la forma de radiación, y la radiación emitida no es la misma radiación, como tampoco tiene ni siquiera el mismo espectro que tenía al ser recibida. Así, el término "re-irradiar" implica que algo de radiación es absorbida y luego es subsecuentemente emitida. Y sabemos que la radiación no se conserva de esta manera. Claramente, no le estoy contando a usted nada nuevo acerca de los procesos físicos, pero podría estar diciéndole algo nuevo acerca de la manera en que los maestros y estudiantes interpretan a la palabra "re-irradiar" para implicar un proceso que no tiene una realidad física. Recuerde, mis páginas tienen una naturaleza pedagógica.



  
Volver a la página Mal Invernadero        Volver a la página Mala Ciencia

Volver a la página Calentamiento        Volver a la página Artículos

Usted es el visitante No.:

desde Enero de 2002
FastCounter by bCentral

Vea aquí otras interesantes
estadísticas de la página

¿Desde qué países nos visitan?
¿Quiénes son los visitantes?