PARTES de PRENSA - E-MAIL QUIENES SOMOS - CORREO - EL LIBRO - ARTíCULOS - LINKS
AMAZONAS - CLIMA - ENERGÍA - ENGLISH VERSION - VERSION FRANÇAISE - PILOT NOTES










El Polo Norte se Congela,
Europa Rumbo al Neolítico


por Eduardo Ferreyra
Presidente de FAEC

Si el mundo se enfría demasiado – como todo parece indicarlo – el camino al Neolítico que ha emprendido Europa, estará pavimentado de las mismas buenas intenciones que conducen al Infierno.

Una noticia que podría levantar una polvareda en los medios de prensa, fue difundida por la agencia noticiosa española EFE, y publicada en el diario Clarín de Buenos Aires, el día 2 de marzo de este año 2005. Sin embargo, no es aventurado predecir que caerá sobre ella la “campana de silencio” – la que usaba el Super Agente 86. Las conclusiones y los comenta-rios finales del investigador en jefe de este estudio internacional son demasiado política-mente incorrectos para que la noticia se siga difundiendo. Va en contra de lo determinado por el establishment político-científico que se ha apoderado de la ciencia del clima y la atmósfera - y de las políticas económicas de la Unión Europea. Va en contra del Tratado de Kioto, de Tony Blair, y sus asesores científicos de bolsillo.

Extractamos las partes más significativas de la noticia, según el diario Clarín:

ESTUDIO DE UN EQUIPO INTERNACIONAL DE CIENTIFICOS
El Polo Norte se congeló por un súbito aumento de agua dulce


BARCELONA. EFE, 2 de marzo, 2005

El secreto de la acumulación del hielo que cubre hoy el Polo Norte se debe a un brusco aumento de la cantidad de agua dulce y a la sucesión de veranos más cálidos y de inviernos más fríos, según un estudio publicado en la revista "Nature".

El mecanismo que hace 2,7 millones de años amontonó tanto hielo como para cubrir el casquete polar ártico incluyó un aumento de la diferencia de temperaturas entre estivales e invernales. Tal diferencia de temperatura se originó en la estratificación del agua oceánica, a causa de un volumen mayor de agua dulce.

Un equipo internacional de científicos, encabezado por el investigador de la Universidad Autónoma de Barcelona Antoni Rosell y por el alemán Gerald H. Haug, fue el que descubrió este mecanismo de congelamiento.
- - - - - -
El equipo de Rosell ha obtenido las primeras evidencias de que el origen de esta diferencia de temperaturas —de unos 7 grados— estuvo en la estratificación del agua del océano, provocada por un incremento súbito de la cantidad de agua dulce. Esto implica que el agua se mezcló menos que antes, que formaba capas de diversa densidad a varias profundidades.

Rosell señaló que "se habla de calentamiento global, pero el planeta desde hace años tiende a enfriarse y ya hemos estado en temperaturas más cálidas".

El profesor Rosell se ha ido de la lengua, para su desgracia. Jamás tuvo que haber mencio-nado la palabra “enfriarse” al referirse al actual clima de la Tierra. El lobby Kiotista jamás se lo perdonará, y hará que su carrera termine lo más pronto posible. Lo mismo que le sucedió a muchos científicos que osaron oponerse a la visión que tienen los Torquemadas de la ciencia sobre asuntos muy sensibles para las agendas geopolíticas como la que Tony Blair, el IPCC, y las organizaciones que les secundan tienen en mente.

Quienes saben leer e interpretar los registros de temperatura de las estaciones rurales de todo el mundo, saben que el LEVE calentamiento que se registró desde 1880 hasta el 2000, parece haberse frenado y, en muchas partes, ha comenzado a enfriarse. Por otra parte, como lo pronostican muchos astrofísicos que estudian la actividad del Sol y sus extraños ciclos, la Tierra estaría ingresando en una pendiente que nos llevará a una nueva Pequeña Edad de Hielo, y quizás sea el inicio de una nueva Era Glacial, con capas de hielo de 1500 metros cubriendo hasta la mitad de Estados Unidos y la mayor parte de Europa y Siberia.

Claro que esto no sucederá mañana - ni el Dia Después de Mañana. Una glaciación tan profunda lleva algunos miles de años completarse. Pero los primeros fríos serán mucho más molestos que los que han estado "gozando" en el hemisferio Norte en los últimos tres años. Si para muestra basta un botón, ya han tenido tres botones seguidos... y las golondrinas que "hacen veranos" (porque las corren los fríos del otoño) están partiendo cada vez más temprano.

En pocos años más se podrá comprobar esto con mucha claridad, puesto que los astro-físicos han predicho ya que el Sol tendrá para el año 2030 dos profundos mínimos solares muy seguidos, lo mismo que sucedió durante el doble mínimo solar Maunder de 1640, causando que las manchas solares desaparecieran totalmente de su superficie durante un período de 71 años – sumergiendo a la tierra en la gélida Pequeña Edad de Hielo entre los años 1400 y 1860.

Los países que hayan destruido sus economías al adoptar las restricciones del Tratado de Kioto, se verán en terribles aprietos, y las consecuencias de haber desmantelado su capacidad de generar energía y bienes de consumo serán graves para una población que para entonces estará azotada por el flagelo del desempleo y el agravamiento de los problemas que les habrá causado a los países Europeos la inmigración de sus antiguas colonias. Dado que la población “nativa” de Europa ha sido siempre (y lo seguirá siendo) dueña de un fuerte sentimiento racista, pero sobre todo xenófobo, los inmigrantes del tercer mundo serán los primeros desempleados y los primeros en sublevarse.

¿Veremos repetirse las antiguas hambrunas que diezmaban países enteros, hasta fechas tan cercanas como 1911? ¿Veremos repetirse matanzas étnicas como se vieron en Armenia hasta 1915? ¿Y encima de todo congelados hasta morir? No digan después que nadie les avisó. No digan después “Paren el mundo, me quiero bajar!” Los que se hayan subido al colectivo de Kioto lo hicieron convencidos. Entonces tendrán que seguir su viaje al abismo y finalmente al infierno del que creyeron escapar aceptando el cuento de hadas de Kioto y sus calentadores. Por desgracia, los calentadores que necesitarán, y la energía para alimentarlos ya no los tendrán disponibles – o por lo menos a los bajos precios de antes.

Europa está iniciando un largo y penoso retorno a la naturaleza - y al neolítico. Malthus y Rousseau estarían bailando en una pata. Tony Blair también bailará, pero si recordamos el destino y el merecido “premio” que tuvo Benito Mussolini, otro “salvador” de pueblos, quizás lo haga al extremo de una cuerda, en un farol cualquiera de Hyde Park.


Vea el tiempo en Argentina




Volver a la página Cambio Climático             Volver a la página Artículos

Usted es el visitante No.:

desde Enero de 2002
FastCounter by bCentral

Vea aquí otras interesantes
estadísticas de la página

¿Desde qué países nos visitan?
¿Quiénes son los visitantes?





No se enoje!
Sólo díganos su opinión!

Nombre:
Email:
Comentarios: