PARTES de PRENSA - E-MAIL - QUIENES SOMOS - CORREO - EL LIBRO - ARTíCULOS -
AMAZONAS - CLIMA - ENERGÍA - ENGLISH VERSION - PILOT NOTES - LINKS
Córdoba se Enfría

Por Eduardo Ferreyra
Presidente de FAEC

El IPCC afirma que el planeta Tierra se calienta globalmente. Córdoba, Argentina, y la región de unos 400 kilómetros a su alrededor tienen que estar, necesariamente, en un planeta diferente. Un rápido análisis de sus registros de temperatura indican que se ha enfríado desde 1987.

El Servicio Nacional Argentino envía a la NASA, de manera regular, las lecturas de la temperatura que se toman en el Aeropuerto de la ciudad de Córdoba. Aunque estos registros sufren en menor medida del conocido “efecto de isla de calor urbano”, que los registros obtenidos en el centro de la ciudad (donde está el Observatorio Nacional de Córdoba, fundado por Sarmiento en 1886), en el llamado Barrio Observatorio, tienen una diferencia con las temperaturas de estaciones rurales cercanas o de la región, debido a la gran masa de cemento que conforman las pistas de aterrizaje del Aeropuerto Internacional Ing. Taravella (ex Pajas Blancas).

De un análisis de los registros bajados del sitio de Internet de la NASA, lo primero que se observa es que existen muchos datos faltantes en los registros, es decir, son registros conocidos como “rotos” o “discontinuos”. Esto demuestra que una estación moderna y con técnicos bastante capacitados sufre de algunas deficiencias en la confección y mantenimiento de la información. ¿Cuál ha sido la causa de la falta de algunos meses en los registros del Aeropuerto Córdoba? No la sabemos, ni es probable que los técnicos del Observatorio nos lo digan algún día. Pero ello demuestra que hasta en una considerada buena estación de registro de temperatura ocurren “errores” que conspiran contra la precisión de la información que será usada por el GISS y otros centros dependientes del IPCC para elaborar ese monumento a la imprecisión y absurdo físico que ellos llaman “temperaturas medias globales".

¿Se deben los errores a pérdidas de los datos en los registros? Sólo si el Servicio Meteorológico abre sus registros a la inspección pública lo podríamos saber. Quizás el error se produjo en la transmisión de los datos a la NASA, pero aún así, los técnicos de la NASA tendrían que haberse contactado con Córdoba para reparar el error. Podría ser, también, que el error esté en la base de datos en la NASA, algunos bits y bytes que cayeron en la batalla por el calentamiento, o la transmi-sión vía satélite, pero tampoco lo sabremos jamás.

De todas maneras, esta confirmación a las abundantes sospechas de que la calidad de la infor-mación usada por el GISS y el IPCC para elaborar sus estadísticas es muy baja, y está plagada de errores peores que estos, nos permiten dudar seriamente de las afirmaciones que estos organis-mos hagan sobre las temperaturas medias globales.

A continuación damos una tabla con los datos mensuales que están disponibles en la NASA para la ciudad de Córdoba – (Estación Aeropuerto), desde 1987 hasta el 2004, un período significativo para cualquier análisis de las tendencias de las temperaturas. Primero echemos un vistazo a las tablas y después veamos los gráficos que resultan de ellas. La primera tabla contiene a los meses desde Enero a Diciembre, mientras que la tabla inferior contiene los datos agrupados en estacio-nes del año (aproximadas), ya que el verano lo hemos considerado como formado por los meses de Diciembre, Enero y Febrero, al otoño por Marzo, Abril y Mayo, al Invierno por Junio, Julio y Agosto, y a la primavera por Septiembre, Octubre y Noviembre. Creo que nadie estará en desacuerdo, porque no hay razón para que lo esté.

Tabla 1: Temperaturas de Aeropuerto Córdoba, 1987-2004
.
AÑO ENE FEB MAR ABR MAY JUN JUL AGO SEP OCT NOV DIC
1987 23.80 23.20 20.50 17.60 10.80 12.00 12.00 10.90 14.80 19.20 21.40 21.00
1988 22.70 --- 22.20 16.60 10.60 9.20 8.40 12.40 9.20 18.60 23.00 24.90
1989 25.80 19.80 --- 17.60 --- 12.50 --- 13.60 14.00 18.30 21.80 ---
1990 23.80 21.70 19.50 17.30 12.80 9.80 --- 15.30 --- 19.20 22.00 ---
1991 23.10 22.40 22.70 18.40 15.50 11.30 11.00 --- 15.80 --- 20.90 ---
1992 --- --- --- 13.70 14.00 8.50 --- --- 18.20 18.60 --- ---
1993 24.20 22.20 22.70 17.70 13.60 11.10 8.80 --- 13.70 18.50 --- 22.40
1994 23.10 21.30 20.60 17.40 15.80 13.50 10.80 12.90 17.00 17.90 21.00 25.90
1995 21.20 20.90 17.80 14.40 11.10 --- 12.00 17.30 18.10 21.90 25.40 23.33
1996 --- --- 16.90 15.20 9.70 9.30 14.90 --- 19.40 21.90 22.70 23.66
1997 24.10 21.50 20.80 19.10 16.00 10.40 12.50 13.30 15.90 17.60 19.80 22.30
1998 22.20 19.80 18.80 16.20 13.90 11.10 12.20 12.10 --- 19.10 --- 23.00
1999 21.40 23.80 20.30 15.20 13.70 10.20 8.90 12.90 16.40 17.50 19.50 21.70
2000 23.00 21.10 20.10 17.30 12.70 10.40 7.90 --- --- 18.40 19.10 22.70
200124.20 24.50 21.3016.90 12.60 10.90 10.10 --- 13.90 18.20 19.90 22.70
200222.60 21.70 21.30 16.20 14.80 8.80 --- --- 15.20 19.70 21.90 22.90
2003 24.10 22.50 --- 16.40 14.60 12.30 9.60 11.50 15.60 20.00 22.20 21.60
200424.80 21.80 21.60 17.6011.00 11.40 10.70 12.40 16.80 18.70 20.60 22.70

Tabla 2: Verano, Otoño, Invierno,
Primavera y Media Anual


AÑO
D-E-F
M-A-M
J-J-A
S-O-N
ANUAL
1987
23.61
16.30
11.63
18.47
17.50
1988
21.41
16.47
10.00
16.93
16.20
1989
23.50
---
12.41
18.03
17.93
1990
22.86
16.53
11.91
19.02
17.58
1991
22.86
18.87
11.91
18.56
18.05
1992
---
12.01
16.82
---
---
1993
23.31
18.00
10.71
17.48
17.37
1994
22.27
17.93
12.40
18.63
17.81
1995
17.70
10.91
19.10
17.76
---
1996
17.90
11.30
19.07
17.98
---
1997
22.77
18.63
12.07
17.77
17.81
1998
21.43
16.30
11.80
---
16.78
1999
22.73
16.40
10.67
17.80
16.90
2000
21.93
16.70
9.91
17.17
16.43
2001
23.80
16.93
11.26
17.33
17.33
2002
22.33
17.43
---
18.93
17.55
2003
23.17
17.35
11.13
19.27
17.73
2004
22.73
16.73
11.50
18.70
17.42


Los gráficos elaborados mediante el programa Excel, muestran líneas de tendencia de “regresión lineal” y de “regresión polinómica”. No somos partidarios, en general, de las líneas de tendencia lineales porque no muestran ninguna información sobre el comportamiento a lo largo del período, y las regresiones polinómicas tienen una ligera ventaja que nos cuenta, a grandes rasgos, lo que estuvo sucediendo a principios, durante y al final del período. Por supuesto, una información más detallada se lograría al dividir las tendencias en períodos de cinco años, en donde las tendencias se verían con mayor claridad y su relación con las adyacentes es más significativa

GRAFICOS DE TENDENCIAS – CÓRDOBA 1987-2004

ENERO: los meses de enero han tenido un comportamiento errático, con marcados calentamientos y enfriamientos, de un año para el otro. El año más cálido fue 1989, y el más fresco 1995, con casi 5º C de diferencia!
FEBRERO: También con grandes fluctuaciones entre un año y otro. Muestra una ligera tendencia al calentamiento en el período, con una terndfencia al enfriamiento hacia el final del mismo. El febrero más frío fue 1998 (a pesar del calor del NIño, porque fue lluvioso, precisamente porque El Niño trae muchas lluvias a la región sudamericana).
MARZO: las variaciones entre años consecutivos es notable en todo el registro, indicando que hay causas naturales que afectan a la tempera-tura más que un simple y minúsculo aumento del 0,5% del CO2 anual. No es plausible que ese aumento de 3 ppm en volumen hayan causado que la temperatura aumentase 4º C de 1996 a 1997 - y luego causara un descenso de 2º C en 1998 - el año del NIñO, uno de los más cálidos del milenio (según el IPCC).
ABRIL: Siguiendo la norma del clima, la variabilidad natural es amplia de un año para otro (más de 4º C de enfriamiento de 1990 a 1991, o 4º C de calentamiento de 1996 a 1997, cayendo 2º C el año del NIñO). En general, la temperatura del final del período es la misma que la del comienzo del mismo. No se ha calentado ni enfriado. Estamos igual.
MAYO: grandes variaciones lo hacen un mes extraño. Comienza el período bastante frío, luego se calienta unos 5,5º C hasta 1994, y después de haber seguido ingresando CO2 a la atmósfera, cae la temperatura más de 6,5ºC en 1996, para volver a recuperarlos al año siguiente! Mi apuesta es que la acti-vidad de los aviones de carga y pasajeros en ese período tuvo más influen-cia que el CO2 industrial. Recuerden que la estación está en un aeropuerto. Pero desde el año 2002, la temperatura ha caído fuertemente, y de acuerdo al verano de 2005 que hemos tenido, parecería que seguirá enfriándose.
JUNIO: es un mes "montaña rusa". Las subidas y bajadas de temperatura parecen una broma de San Pedro. ¿Po qué 1994 fue el más caliente de todos los Junios del período? ¿Será un error atribuible a lo operadores de la estación Aeropuerto? El asunto es que junio seguirá calentándose y enfriándose como es normal en el clima, sin que el CO2 tenga nada que ver!
JULIO: Se ven menos variaciones de un año al siguiente, y el enfriamiento que marcan las curvas de tendencia se debe al fuerte calentamiento de 1994-95, y al exagerado enfriamiento desde 1997 al 2000. Las temperaturas al final del período están, sin em-bargo, dentro del promedio a largo plazo de Córdoba. No hubo una variación notable en nigún sentido.
AGOSTO: Este registro es una porquería, es tanta la falta de datos que no es posible hacer un análisis de tendencia válido o que tenga una razonable posi-bilidad de decirnos algo que resulte útil. De manera que, aunque muestra una línea de tendencia al enfriamiento, habría que tomar al asunto "con pinzas". Las temperaturas de 2003 y 2004 están, eso sí, dentro de la media normal.
SEPTIEMBRE: Las medias "normales" para este mes están en el orden de los 16º C. Curiosamente, el año 1988 mostró un septiembre anormalmente frío, a pesar de que ese año fue declarado en ese momento, "el más caliente" del milenio. Se notan cosas curiosas, como que hubo un Niño bastante fuerte (1998), pero Córdoba se enfrió demasiado . Luego en 1991, el Pinatubo explotó y enfrió a la Tierra en 1º C , pero los cordobeses se negaron a colaborar y la región se calentó entre 1991-92. La curva verde polinómica indica que el período se calentó al principio (1988 al 94) pero que al final las perspectivas son un descenso de la temperatura - aunque los tres últimos años septiembre fue un poco más cálido cada año.
OCTUBRE: Aparte del calentamiento entre 1994-96, octubre no ha mostrado una tendencia en ningún sentido, con lo que nos quita un peso de encima. No parece que vayamos de cabeza a una nueva Edad de Hielo, pero tampoco a un calor de los infiernos, como nos quiere asustar el IPCC.
NOVIEMBRE: Otro registro "roto", pero si no fuese por el anómlao calentamiento entre 1994-95, la tendencia al enfriamiento tendría una curva mucho más pro-nunciada. Los modelos climáticos siguen sin poder explicar la causa de una variación tan brusca de un año para el otro. Los cuentos de hadas no explican nada, sólo piden que se crea en ellos sin analizar nada.
DICIEMBRE: aunque tiene un hueco al principio del registro, este mes nos sugiere que el enfriamiento va en serio. Lo que sería interesante es ver cómo justifican los locutores de radio sus expresiones de "qué calor que hace!" y "la ola de calor que azota al país...", cuando hablan del tiempo.
LAS ESTACIONES DEL AñO
VERANOS: El fuerte enfriamiento de 1995 y 1996 es anómalo, vista la uniformi-dad del registro. Sin embargo, durante 1998, otro de los llamados "año más caliente del milenio", el tiempo se enfrió. Los veranos, al revés de lo que se escandlaizan los conductores de programas de radio TV no son más calientes que antes, sino que están bien dentro de la media de largo plazo.
OTOÑOS: Como los veranos, no se aprecian cambios catastróficos, aunque el fuerte enfriamiento de 1995-1996 es notable. Imaginen una disminución de temperatura de 7º C de un año para otro. Si ese enfriamiento se produce a una escala global, estaríamos de lleno en una Glaciación! La tendencia hacia arriba en las temperaturas está causada por ese brusco enfriamiento de 1995. Los últimos años, empero, indican un regreso al frío.
INVIERNOS: Lo curioso en este registro es que los inviernos se calentaron en 1995-96, al revés de los veranos y otoños, en un magnitud similar. Si no fuese por ese calentamiento anómalo, las temperaturas estarían dentro de la media normal histórica para la región, aunque con una ligrea tendencia al enfriamiento.
PRIMAVERAS: Después de un brusco enfriamieto en 1988 (justo el "año más caliente del milenio"), las temperaturas bailaron a gusto hacia arriba y abajo, con tendencia a enfriarse hasta el 2000 (a pesar que el IPCC había ordenado un calentamiento), y luego un salto hacia arriba en el 2002 y ahora una caída en el 2004. Pero el CO2 ha estado aumentado constantemente, entonces, ¿por qué cayó la temperatura de las primaveras del año pasado? ¿No tendrá algo que ver el final del Ciclo Solar 23, y el descenso de la actividad del Sol?
EL PERíODO COMPLETO 1987-2004

PERíODO 1987-2004: Como siempre, siguiendo su cstumbre de ser "contreras", Córdoba se enfrió fuerte en 1988, el "año más caliente del milenio" (entonces, des-pués inventaron otros) y las tmeperaturas no mostraron grandes variaciones hacia arriba (dentro de la media histórica), pero si mostraron enfriamiento notables como en 1998 - otro de de los "años más calientes desde que se llevan registros", aunque menos que el 2002, 2003 y 2004, (de acuerdo al IPCC, por supuesto). Los registros de la "contrera" Córdoba dicen que el 2004 fue más frío que el 2003, y de acuerdo a como venimos hasta marzo del 2005, este parece ser otro de los años "frescos". Y el IPCC ¿qué dice? ¿Qué dicen nuestros investigadores del CONICET? - a quienes hemos escuchado hablando tonterías en la televisión y escribiendo libros y artículos ridículos en los diarios.

ACTUALIZACIÓN 2006:

Las temperaturas han seguido su curso descendente. Los datos hasta Marzo 2006 producen un gráfico como el siguiente, donde se aprecia un fuerte descenso desde 2003, a pesar del sostenido aumento del CO2 (0,4% anual).

CONCLUSIONES

La conclusión resulta bastante obvia. En un período álgido en el debate del calenta-miento global, en donde se afirmaba que “de los últimos 15 años 10 han sido los más calientes del milenio”, esta afirmación no parece ajustarse a la verdad de los hechos comprobados. Por lo menos en la región de Córdoba, centro geográfico de la República Argentina, no sólo no se ha observado ningún calentamiento a largo plazo, sino que se nota un enfriamiento entre 1987 y 2004. Las temperaturas han variado ampliamente de un año para el otro, y se ha debido a la variabilidad natural del clima, puesto que en este caso el CO2 no ha tenido influencia alguna. Si el CO2 aumenta el efecto invernadero, y causa una elevación de las temperaturas, entonces no se podría producir un enfriamiento de un año para el otro. Los enfriamientos van en contra de la Doctrina de los Modelos que juran que la relación entre el aumento del CO2 y el calentamiento es lineal y sostenida. En esta página hemos colocado gráficos de temperaturas originales de la NASA (GISS) de registros (algunos desde 18880) en la región de 600 km alrededor de Córdoba, más Ushuaia y Punta Arenas, Chile. Si alguien ve un calentamiento que nos los señale...

Ustedes están comprobando que no es así. Las conclusiones finales de todo esto las tendrán que elaborar ustedes en base a datos observados y en base a sus propios análisis, si es que tienen los medios y los conocimientos para hacerlos. Si no es así, entonces traten de conseguir un meteorólogo o un climatólogo "que sepa", para pedirles que les diga que lo expuesto aquí está equivocado. Después nos cuentan, ¿si?

Vea el tiempo en Argentina


Volver a la página Cambio Climático              Volver a la página Artículos

Usted es el visitante No.:

desde Enero de 2002
FastCounter by bCentral

Vea aquí otras interesantes
estadísticas de la página

¿Desde qué países nos visitan?
¿Quiénes son los visitantes?



No se enoje!
Sólo díganos su opinión!

Nombre:
Email:
Comentarios: