PARTES de PRENSA - E-MAIL - QUIENES SOMOS - CORREO - EL LIBRO - ARTíCULOS -
AMAZONAS - CLIMA - ENERGÍA - ENGLISH VERSION - PILOT NOTES - LINKS








III. Más Afirmaciones Alarmistas Sobre Extinción

Cowling está en lo cierto con su evaluación del asunto.  Las medidas diseñadas para disminuir la elevación de contenido de CO 2 en la atmósfera serían, en realidad, contraproducentes y perjudiciales para la biosfera, en a medida que ellas privarían a la vegetación de la Tierra (y su vida animal asociada) de mucha de su capacidad de aclimatarse adecuadamente a las temperaturas en aumento, forzadas por el fenómenos sin relación alguna con el contenido de CO2 en el aire, como las variaciones en la actividad del Sol.

Sin embargo, la presión política para responder a la ética falsificada de la hipótesis de la extinción inducida por el aumento del CO2 en la atmósfera es tan grande, que tanto la lógica como los hechos no tienen cabida en el debate sobre qué hacer – o qué No hacer! – acerca del continuo aumento del CO2 en la atmósfera. De tal modo, la carnicería en los medios continúa, pregonando a voz en cuello cualquier estudio fabricado que pueda servir para apoyar la idea de un escenario de Apocalipsis y condenación, como otra pieza de evidencia para la validez del argumento que la biosfera de la Tierra está en proceso de ser diezmada por el calentamiento global.

Pero escuchamos tantas historias de plantas y animales forzados, durante el último siglo y medio de aumento del CO2 y la temperatura, a mudarse a mayores latitudes o alturas, que preguntamos: ¿Por lo menos algunas de ellas no serán ciertas? ¿Y que hay con el reciente estudio de Parmesan y Yohe (2003) y Root et al (2003), y los numerosos partes de prensa que conjuran una espantosa visión de una inminente extinción en masa? ¿No refutan todo lo que hemos visto hasta ahora?

Antes de responder a estas preguntas, es importante notar que la culpa de la falsa afirmación de que el calentamiento global diezmará a la biosfera terrestre no puede ser cargada sólo en los hombros de la prensa popular. Muchos de los científicos involucrados en los estudios que han sido “fabricados” para implicar la validez de la hipótesis de la extinción de especies causada por el calentamiento global han sido la fuente de muchas de las más descontroladas especulaciones. Root misma, por ejemplo, fue citada en un artículo describiendo al trabajo de su equipo (post-gazette.com Health & Science, 2 de enero, 2003) diciendo “animales y plantas están siendo afectados fuertemente por el calentamiento del planeta” y “en mi opinión, estamos sentados al borde de la extinción en masa,” mientras que en otro artículo del New York Times (“Se Descubre que el Calentamiento Global Desplaza a Animales,” por Andrew C. Revkin, 2 de enero, 2004), se la cita a Root diciendo “…es realmente muy aterrador pensar en lo podríamos estar viendo en los próximos 100 años.”

Otros científicos están prontos para promover la perversa visión de un Apocalipsis biológico inminente. En una historia relacionada (CNN.com, 2 de enero, 2003), por ejemplo, se informó que Alastair Fitter, un profesor de biología de la Universidad de Cork, dijo que “son desconcertantes las conclusiones del estudio de que el ámbito de cientos de especies se están moviendo hacia el norte en respuesta a las temperaturas más cálidas,” añadiendo que si  las temperaturas siguen creciendo como se predice, “podrían llevar a algunas especies de plantas y  animales a la extinción, a medida de que sus ámbitos se encogen.”

Hay otros informes que ponen a las “malas noticias” directamente en sus títulos. Un informe del Environment News Service del 2 de enero, 2003, declaraba que “Cientos de Especies Presionadas por el Calentamiento Global”, mientras que el Nature Science Update pregonaba el 6 de enero de 2003 que “Gigantescos estudios analizan el efecto destructivo del cambio climático sobre plantas y animales en todo el globo.” Del mismo modo, un titular del Rocky Mountain News del 2 de enero de 2003 declaraba que “Las especies en peligro a medida que el calentamiento global provoca un cambio del clima,” informando en el resto de la historia que los científicos dicen que los estudios “predicen la extinción de muchas especies en las próximas décadas a medida de que las temperaturas en crecimiento las fuerzan a retirarse de sus ámbitos históricos.”

Aunque estos informes podrían parecer convincentes, no alcanzan a sostener sus dramáticas afirmaciones cuando se los analiza con cuidado. En realidad, y como lo demostraremos dentro de muy poco, la gran mayoría de los estudios científicos que promovieron las falsas afirmaciones de extinción, dicen exactamente lo opuesto de lo que los alarmistas del clima afirman. En lugar de sugerir que la biosfera de la tierra está a punto de sufrir un daño irreparable como resultado del calentamiento pasado y del predicho calentamiento futuro, en realidad los estudios sustancian prácticamente casi todo lo que hemos deducido sobre lo que se conoce sobre los efectos del enriquecimiento de la atmósfera con CO2 sobre la fisiología de las plantas. Más importante aún, ellos retratan a una biosfera de una aumentada riqueza de especies en casi todas partes de la Tierra en respuesta al calentamiento global y al aumento del CO2 atmosférico durante el siglo y medio pasado, que han provocado una gran expansión de ámbitos de especies a través del mundo entero.



Página traducida del sitio http://www.co2science.org/reports/extinction/mr1ch3.htm

Copyright © Center for the Study of Carbon Dioxide and Global Change


Vea el tiempo en Argentina




Volver a la página Cambio Climático             Volver a la página Artículos

Usted es el visitante No.:

desde Enero de 2002
FastCounter by bCentral

Vea aquí otras interesantes
estadísticas de la página

¿Desde qué países nos visitan?
¿Quiénes son los visitantes?