PARTES - E-mail - CORREO - EL LIBRO - ARTíCULOS - AMAZONAS - CLIMA - ENERGÍA - ENGLISH VERSION - PILOT NOTES - LINKS







Nuevo Estudio Confirma Dramático Efecto de Isla Calor Urbano

Autor: James M. Taylor
Publicado en: The Heartland Institute  02 Enero, 2004

Un nuevo estudio presentado a la American Geophysical Union (AGU) documenta que la concentración de concreto, grandes edificios, y otras actividades humanas elevan artificalmente las temperaturas urbanas en ciudades como Atlanta y Houston, en un promedio de 10 grados Celsius en los calientes días de verano. El estudio apoya a un gran volumen de evidencia que sugiere que las lecturas de temperatura de estaciones de superficie no proveen un evidencia confiable de algún significativo calentamiento global.

El 17 de diciembre de 2003, apenas una semana después de que el estudio de AGU fuese publicado, el New York Times informó, sin embargo, que el año 2003 había sido el tercer mes más caliente registrado, y que los tres años más calientes en registro habían ocurrido todos durante los pasados seis años. La desinformante historia del Times, basada en las lecturas de temperaturas tomadas en estaciones meteorológicas a nivel de la superficie, es contraria a las mediciones que toman los satélites de la troposfera baja, que muestran muy poco calentamiento, si es que hay alguno, desde que las mediciones comenzaron en 1979.

Los recientes estudios sobre el efecto de isla de calor urbano parecen reconciliar las mediciones de las estaciones de tierra con las de los satélites.

Por ejemplo, en un artículo reciente en Remote Sensing of the Environment (Control Remoto del Ambiente), una publicación para los científicos del ambiente, el investigador David Strutker, del Departamento de Física y Astronomía de la Universidad Rice, analizó dos conjuntos de mediciones de temperaturas infrarrojas para la ciudad de Houston, Texas.

Comparando las lecturas de las estaciones de tierra con las de los satélites, Streuker demostró que durante el curso de 12 años, entre 1987 y 1999, el efecto de isla de calor urbano se incrementó casi un grado Celsius. El crecimiento de la población urbana, más que cualquier calentamiento externo, explican la subida en las temperaturas en y alrededor de Houston.

De manera similar, un estudio publicado recientemente en el Australian Meteorological Magazine documentó que el efecto de isla de calor urbano eleva las lecturas de temperaturas en ciudades tan pequeñas como 1000 habitantes.

De acuerdo con el Center for the Study of Carbon Dioxide and Global Change, “Los cambios en población, que en general han sido positivos en casi todas partes del mundo en este período, puede explicar fácilmente por qué las lecturas de temperaturas a nivel de superficie usualmente tomadas dentro o cerca de las ciudades, muestran un calentamiento aparente que no está sustanciado ni apoyado por ninguna otra información.

El nuevo estudio del AGU dan más cuerpo a la evidencia de que las lecturas de temperatura de superficie reflejan el crecimiento de la población urbana más que cualquier significativo aumento en temperaturas globales. “La mayoría de la evidencia apunta a alguna clase de modificación urbana," dijo Daniel Rosenfield de la Hebrew University.

Para afectar las lecturas de temperaturas de superficie, “¿Cuán grande tiene que ser una ciudad?" reflexionó el meteorólogo investigador Marshall Shepherd de la NASA. “La respuesta está allí afuera todavía.”


James M. Taylor es editor gerente de Environment & Climate News.
Su dirección de email es taylor@heartland.org.

THE HEARTLAND INSTITUTE
19 South LaSalle Street #903
Chicago, IL 60603
phone 312/377-4000 · fax 312/377-5000
http://www.heartland.org


Volver a la página Cambio Climático             Volver a la página Artículos

Usted es el visitante No.:

desde Enero de 2002
FastCounter by bCentral

Vea aquí otras interesantes
estadísticas de la página

¿Desde qué países nos visitan?
¿Quiénes son los visitantes?